El 31 de Marzo de 2014, el ACSM (American College of Sports Medicine, Colegio American de Medicina del Deporte) publicó un folleto en el que explica qué cosas debemos buscar al comprar una zapatilla de deporte. Escrito que espero se propague a todos los entrenadores posibles, y sobre todo a muchas de las tiendas que nos quieren vender cada vez más palabras extrañas unidas a nuestras zapatillas (parece que vayamos a comprar un coche en vez de unas zapas).

ACSM

La ACSM es la organización más grande del mundo de medicina del deporte y ciencias del ejercicio, con más de 45000 miembros y profesionales certificados. Su objetivo es integrar los nuevos conocimientos científicos y aplicarlos a los campos de ciencias del deporte y medicina deportiva.

No tiene ningún desperdicio, ya que se hace eco de las nuevas corrientes, tendentes al minimalismo en cuanto a las estructuras que conforman el calzado deportivo.

Podemos resaltar varias cosas interesantes que se comentan en este folleto:

Características de un calzado seguro:

  • Caída mínima del talón a la puntera: una diferencia de 6mm. o menos entre talón y punta es la mejor opción para permitir al pie soportar la carga de una forma natural en cada zancada.
  • Calzado neutro: nada de control de movimiento, ni componentes estabilizadores. Estos extras interfieren con el movimiento natural del pie.
  • Ligereza: Aproximadamente 300 gramos o menos para un hombre de talla 9 americana, y unos 240 gramos para una mujer de talla 8.

Como comprar unas zapatillas correctamente:

  • Evita comprar zapatillas basadas en asesoramiento dado observando cómo caminas. Las características de la zancada y el movimiento del pie cambian enormemente cuando comparas la marcha y la carrera.
  • Ten en cuenta que todos los corredores pronan (el tobillo gira ligeramente hacia el interior en el apoyo en el suelo), es un movimiento natural al caminar y correr. Podemos recibir el consejo de que debido a que pronamos, es mejor un calzado con soporte del arco del pie. De hecho, quizá justo lo contrario sería lo correcto. La pronación consigue una absorción natural del impacto. Limitar la pronación puede provocar el desarrollo de problemas en el pie o la rodilla.

Características a evitar en unas zapatillas:

  • Zapatillas que tengan una gran amortiguación  en el talón, y escasa amortiguación en la mitad delantera.
  • Soporte extra para el arco del pie. Estos añadidos no son necesarios normalmente. Lo ideal sería fortalecer el pie poco a poco, para que sus estructuras naturales soporten las fuerzas que inciden en la pisada.

Aunque esto es lo más remarcable, si te las apañas con el inglés y quieres leer el folleto entero, lo tienes en este enlace. Vale la pena echarle un vistazo.

Y si quieres saber como iniciarte en el trabajo con un calzado más minimalista, o simplemente quieres fortalecer tus pies, tienes en el blog un planning de trabajo dividido en dos artículos (aquí el primero, y aquí el segundo).